El hombro del tenista

El hombro del tenista es una de las patologías más frecuentes en  este deporte y también en los lanzadores, jugadores de volleybal y basket.

En los deportistas adolescentes, el factor predisponente a esta lesión es la falta de potencia muscular de los fijadores de la escápula (serrato mayor, angular del omoplato, trapecio y romboides), lo que produce la llamada “escápula alada”, y la causa, los gestos repetitivos y de gran intensidad, una técnica deficiente y material inadecuado.Todo ello repercute  principalmente en el tendón del supraespinoso y/o del bíceps, dando como resultado las conocidas “tendinitis”.El tratamiento a base de ejercicios excéntricos y estabilización de las cinco articulaciones que componen el hombro es muy efectivo.

En cambio, en los deportistas veteranos, las lesiones  más reincidentes son debidas a microtraumatismos constantes que a largo plazo deterioran la concentración,composición y  alineación de las fibras de colágeno, dando como resultado las tendinosis, calcificaciones y hasta posible rotura del tendón. En estos casos el tratamiento es más fisioterápico que readaptador hasta que la movilidad articular se restituye completamente antes de empezar el programa de ejercicios de potenciación muscular y estabilización.

En cualquier caso, lo que está claro es que la prevención mediante ejercicios específicos alarga la vida del tendón y evita a corto y a largo plazo este tipo de lesiones.

Publicado en Uncategorized.
Núria Sanfélix

Núria Sanfélix

• Diplomada en FISIOTERAPIA.
Fisioterapeuta especialidad deportiva: tratamiento, control y seguimiento del proceso de recuperación de las lesiones deportivas; como instructora de TRX, Pilates y entrenamiento funcional en clases colectivas.

Deja un comentario